Filtro de producto

Chapas metálicas grecadas

Las chapas metálicas están diseñadas en variedad de perfiles, medidas y espesores para la construcción de cubiertas o fachadas de edificios, de forjado mixto de chapa colaborante y como sustitución de correas de soporte. Vienen prepintadas en colores, con acabado de acero galvanizado, acero prelacado o aluzinc. Las chapas grecadas son una solución práctica y económica que agrega dimensión a los cerramientos.


8 products encontrado en Chapas Metálicas

Oferta

Chapa de Cubierta MT-32

  • 17,00 €
  • Desde 12,35 €

Chapa metálica de cubierta

Oferta

Chapa de Cubierta MT-42

  • 18,00 €
  • Desde 12,50 €

Chapa metálica de cubierta

Oferta

Chapa de Cubierta MT-68

  • 28,00 €
  • Desde 20,35 €

Chapa metálica de cubierta

Oferta

Chapa de Fachada MO-18 MINIONDA

  • 17,00 €
  • Desde 12,35 €

Chapa metálica de fachada

Oferta

Chapa de Fachada MT-32-F

  • 17,00 €
  • Desde 12,35 €

Chapa metálica de fachada

Oferta

Forjado colaborante MT-100

  • 47,00 €
  • Desde 33,40 €

Forjado colaborante

Oferta

Forjado colaborante MT-60

  • 35,00 €
  • Desde 24,70 €

Forjado colaborante

Oferta

Forjado colaborante MT-76

  • 36,00 €
  • Desde 25,60 €

Forjado colaborante

¿Qué es una chapa metálica grecada?

Una chapa metálica grecada es material de construcción fabricado, generalmente, en láminas de acero galvanizado y que se usa para la construcción de cerramientos y revestimientos de edificios. Están diseñados con perfiles o grecas en su parte superior, que no sólo agregan volumen y atractivo estético a cubiertas y fachadas, también sirven para elevar la resistencia mecánica y su adherencia con otros materiales.

Es un producto funcional, resistente, fácil de instalar y muy económico. A diferencia de los paneles sándwich carece de núcleo con aislamiento termoacústico; no obstante, la chapa metálica grecada es un material seguro, ya que tiene una reacción frente al fuego de clase A y mantiene sus propiedades ante la caída de elementos ardiendo sobre ella.

Por otro lado, hay una amplia variedad de perfiles, en diferentes medidas, diseños y acabados. Se puede fabricar o cortar a medida, algunas chapas incluso pueden ser curvadas y perforadas según las especificaciones de necesita tu proyecto. Lo que da un número infinito de posibilidades y aplicaciones en obras y en edificios industriales, comerciales, deportivos, administrativos y en menor medida residenciales.


¿Cuáles son los diferentes tipos de chapas grecadas que existen?

Las chapas se pueden clasificar según el metal empleado para su fabricación, según su perfil y según la aplicación que se le va a dar. En Panelfix clasificamos las chapas grecadas según su uso como chapas de cubierta, chapas de fachada, chapas de forjado colaborante y bandejas autoportantes.

Las chapas de cubierta, como su nombre lo indica, se instalan sobre techos o cubiertas que no necesitan gran aislamiento térmico o acústico. Por eso, suele usarse en naves industriales, canchas deportivas y edificios auxiliares. Las chapas grecadas para cubierta están disponibles en perfiles desde los 32 mm, con diversos espesores y acabados.

Las chapas de fachada se utilizan para construcción de revestimientos y paredes exteriores en todo tipo de edificaciones. Es un producto que suele emplearse ampliamente en el área industrial o comercial, pero gracias a la variedad de perfiles arquitectónicos y colores, permite crear un efecto de modernidad y estilo.

Las chapas de forjado colaborante se usan para el encofrado de hormigón armado y refuerzo durante la construcción. Están diseñadas para favorecer la adherencia entre la chapa de acero y el hormigón. Permiten reducir la cantidad de soportes en las construcciones y crear plataformas de trabajo. Están disponibles en acero galvanizado con perfiles de 60 mm, 76 mm y 100 mm.

Y las bandejas autoportantes se colocan como refuerzo de estructuras de soporte o sustitución de correas. Son una solución práctica y económica que permiten fijar los paneles y chapas a las estructuras fácilmente. Se pueden proveer con perforaciones para favorecer el aislamiento acústico de la estructura.


¿Por qué instalar chapas metálicas?

Las chapas metálicas son una opción económica y duradera para la construcción y creación de tejados y fachadas. Son resistentes, seguras, prácticas de instalar y manipular. Y vienen en diferentes medidas y diseños de perfil, que pueden ser prepintados en una amplia gama de colores para adaptarlas a cualquier proyecto de construcción o arquitectura.